miércoles, octubre 20, 2010

Fuego lento

Unos brazos que rompen el
silencio,
silencio de recuerdos anodinos,
torrente de hormigas por
el cuerpo,
que delimitan lo falso
de lo eterno.

Otros brazos que arropan
al otoño,
otoño de fuegos arbóreos,
que se van consumiendo lento.

Un abrazo, en el que
confluyen todos los brazos
en ti.

lunes, octubre 11, 2010

Erial

Arañandote por encima las ropas
te inclinas sobre una llanura de algodón
te estremeces al sentir
el arado aflojar tu tierra
yerma por el tiempo

acallas la mente constipada
huyendo de miradas
que cuestionen tus motivos

ya olvidas lo pasado
regresas al cabello suelto
las mejillas se te incendian con deseo

te apoyas en la mesa
profanando con tu tinta
los recuerdos
donde las telarañas luchan
por volverte un capullo que rompes
volando por bosques fríos

Y te fumas el pasado
en bocanadas que morman
donde el aire batalla
con hartazgos.

jueves, octubre 07, 2010

Desviviendo

La luz inunda los ojos;
una llamada, febril contingencia,
incapacitado.

Que repique de este lado
el teléfono... Silencio.
La fiebre emborracha a las palabras
y hacen una orgía.
Cefalea. Taladro infame.

Todo se decide con un botón,
estás o no.

martes, octubre 05, 2010

Desolación

El abandono durante horas,
perderse en las fotos ajenas,
en las historias que no tienen
sentido alguno,
en poemas de recuerdos olvidados,
esperando una llamada, un suspiro,
algo que defina el tono del día,
observando esta pantalla idiota
que me merma la conciencia,
que si la guerra sucia,
que si Luis cumple años,
que qué me importa, qué carajo!


Sólo aciertas a decir
que el amor es un fantasma
que aparece con los años...

domingo, octubre 03, 2010

Nocturno amarillo

Te asomas a la ventana 
por una rendija de cielo.
Luna dorada,
deja el sueño en paz,
para olvidar los momentos amargos,
dejarlos atrás.

Blueseando

                           A Lety Servín
En las cavernas de tu voz
resuenan los ríos
y la piedra rutilante
encuentra destellos
de antaño;
en los metales de tus manos
percutes los anhelos
y los ritmos de horizontes;
y explotas en acordes
no discordes a tus pasos,
balanceando el peso
del Tiempo,
sin imposibles.

sábado, octubre 02, 2010

Amatista

Esos ojos rutilantes, 
que van cargando soledad y tristeza,
desnudándola en episodios oníricos,
en medio de paredes desgarradas,
con la luz ardiendo
en la piel de las plebeyas.

Vienen con
canciones que llevan al ritmo
de tu espalda,
horizonte hondo
de hazañas de fuego,
en calma.